La bota walker, es una ortesis funcional  del miembro inferior, en concreto para pie y tobillo.

Se suele utilizar como sustituto de la escayola de toda la vida,  siendo el walker mucho más cómodo.

Hay diferentes tipos según la lesión pero siempre será prescrito por un médico, que será el que decida cuál es el walker que se necesita o si finalmente hay que escayolar.

Los walkers aceleran el proceso de recuperación de las lesiones y evitamos tener la escayola durante periodos tan prolongados de tiempo que producen hipotonía muscular (una pérdida del tono muscular) en la zona afectada.

Otra ventaja con respecto a la escayola, es que las botas  walker permiten una retirada parcial para rehabilitar la musculatura, permiten una higiene mucho mayor de la zona, se puede proceder a hacer curas o drenajes, siempre y cuando la patología permita quitarse la ortesis.

Siempre bajo supervisión del especialista, con la bota walker se puede realizar un apoyo directo o parcial. La suela está diseñada en forma de balancín para facilitar la marcha y con propiedades antideslizantes para evitar resbalones.

Por lo general, todo son ventajas de la bota walker con respecto a la escayola; la duración del tratamiento se disminuye, se puede tener una mayor higiene y son mucho más cómodas.

¿Cuándo necesitaré una bota walker?

La bota walker se utiliza en lesiones de miembro inferior,  como protección y control tras traumatismos o intervenciones quirúrgicas, esguinces y lesiones ligamentosas, lesión del tendón de Aquiles, fracturas distales de tibia y peroné , fracturas de los metatarsos, y otros  cuidados post-quirúrgicos.

 

Tipos de bota walker

Existen diferentes tipo de botas según:

  • Su altura: pueden ser altos o cortos.
  • Articulación: pueden ser fijos o articulados ( tiene una articulación que permite controlar la flexo-extensión)
  • Pueden ser hinchables o no.

Para lesiones específicas como la rotura del tendón de Aquiles, existe una cuña que se coloca en el interior del walker, ya que la reducción plantar debe realizarse poco a poco desde unos 22-20º hasta 10º y la posterior retira de las cuñas.

Existen también una plantillas específicas para los pies muy delicados como los pies diabéticos, que se utilizan cuando hay un riesgo elevado de que se formen úlceras en los pies.

Conclusión

Sea cual sea tu caso y el tipo de bota walker que necesites, puedes llamarnos  o mandarnos un mail y te asesoraremos y resolveremos las dudas que puedas tener al respecto.

 

Compartir esto